Conecta con nosotros

¿Que estas buscando?

Bienes culturales

PARROQUIA DE NUESTRA SEÑORA DE LORETO, PESQUERÍA, N. L.

La primera mitad del siglo XX

Parte II

Continuamos con este aporte a la historia de la comunidad católica de Pesquería, N. L. Hemos ya repasado brevemente algunos apuntes de su historia del siglo XVII al XIX y ahora retomamos la crónica con el siglo pasado.

1903 BÓVEDA SOBRE EL PRESBITERIO

Hasta el día de hoy puede verse que la parte más elevada del templo, exceptuando la torre, es el área del altar, ésta fue una adecuación que se hizo en este año. Sorprende su altura especialmente contemplándola por la calle trasera de la parroquia.

1907 UN INFORME MUY DETALLADO

El padre Fidencio Bustamente envío al Sr. Arzobispo un muy detallado informe de la parroquia, tan detallando que más parece una descripción “fotográfica” de la misma. Comienza dando los límites de la parroquia que abarcaba 56 km al oriente hasta colindar con la de Los Aldamas, N. L. Pesquería además del templo sede, atendía 3 congregaciones (Zacatecas, Dulces Nombres y el Arenal) y 15 haciendas con una población total de 4,243 personas.

Pasando a la descripción del templo menciona que cuenta aún con piso de madera, además, hace esta descripción: “la construcción no está sujeta a ninguna regla arquitectónica (…) sus paredes de piedra fofa arcillosa pegada con lodo, más bien parece galera o troje en malas condiciones que templo dedicado a Dios Nuestro Redentor” y remata mencionando que “amenaza ruina”.

El altar principal era de madera y en él se encuentra la patrona la Virgen de Loreto de la cual hace el muy interesante comentario “antigua, pequeña, de las que traían consigo los primeros misioneros cuando vinieron a difundir la religión cristiana a estos lugares, tiene mucho de parecido a la Virgen del Roble”.

El bautisterio localizado entrando a la izquierda posee la pila al centro y está edificado con piedra de rostro. El crucero norte es la capilla a san José y está edificado con sillar. El crucero sur sirve de sacristía, está edificado con piedra de rostro; por esta misma área se accede al púlpito. El coro tiene piso de madera.

Además de la descripción detallada del templo hace una descripción detallada de la liturgia que se lleva a cabo en la parroquia enlistando todas las fiestas litúrgicas del año y el modo de llevarlas a cabo. Así, menciona que todos los domingos celebra en este templo dos misas (4 a. m. y 9 a. m.) y así por ejemplo el 31 de diciembre “se dan gracias a la Divina Providencia con un ejercicio solemne de rosario, exposición del Santísimo Sacramento, sermón de acción de gracias, Te Deum y bendición con el Santísimo Sacramento”.

El mes pasado ya habíamos reseñado que en 1896 se había comenzado un nuevo templo hacia el norte, este es el comentario que de esa construcción hace el P. Fidencio: “cuya construcción la considero impracticable por las dimensiones de ella y los recursos de que puede disponer esta feligresía, por una parte, y por otra: sería necesario remover los cimientos por ser hechos con lodo y el espesor y altura de las paredes harían que falsearan el edificio en sus cimientos y por consiguiente se vendría por tierra todo lo que se hubiera edificado”, cómo es de suponerse por estas mismas razones, él no continúo esa construcción y con el tiempo lo que se había hecho se retiró.  

1912 DEPURACIÓN DE IMÁGENES

En el inventario de este año firmado por el mismo P. Bustamante se indica que el templo parroquial “está en reparación” pero además da un dato sumamente interesante: algunas imágenes fueron “destruidas” por indicaciones del Arzobispo Ruiz, éstas imágenes fueron las siguientes: una de la Virgen de Guadalupe, una de las Ánimas del Purgatorio, del Bautismo del Señor, de san Vicente de Paul y de la Virgen del Refugio. Algunas de ellas aparecían en muchos de los inventarios anteriores ya mencionados con antelación, pero la referencia constante era “de pobre pincel” o frases similares.

No tenemos datos de los efectos de la Revolución en Pesquería pero el actual párroco el P. Valero nos indica que, según la tradición oral de Pesquería, en esta revuelta civil fue destruida la antigua imagen de la Virgen de Loreto lo cual es una verdadera pérdida patrimonial.

1926 PERSECUCIÓN

Dentro del período anticlerical de estos años, 15 vecinos hacen un inventario de la parroquia “por no haber párroco”. El acta levantada por el juzgado segundo judicial asegura “tanto la parroquia donde se hallan los objetos inventariados pertenecientes a ella, así como las casas curales están en muy malas condiciones de uso como de seguridad”. Este documento del AHAM (Archivo Histórico de la Arquidiócesis de Monterrey) está muy deteriorado por lo que poca información se puede obtener de él.

1936 CARTA DEL VECINDARIO

Como se señala arriba ya en 1926 no había párroco y no sabemos cuándo dejó de haberlo, pero esta situación se extenderá varias décadas. Así, un grande grupo de vecinos envían al Arzobispo en 1936 una carta solicitando un párroco, y así describen la situación en la cual se encuentran: el cura de Apodaca va cada quince días a celebrar la Santa Misa, la iglesia y el curato “están en malas condiciones” y añaden: “llegará un día en que se derrumbe nuestra iglesia y será una lástima porque en los pueblos circunvecinos no hay una construcción igual a la de nosotros”; ciertamente una apreciación cargada de orgullo y, al mismo tiempo, de tristeza por el estado de abandono.

La primera mitad del siglo XX continúa en esta situación: una comunidad parroquial sin párroco, es atendida esporádicamente por la parroquia de Apodaca y sus edificaciones se deterioran por la falta de mantenimiento.

El próximo mes continuaremos con esta crónica de la parroquia de Nuestra Señora de Loreto. 

Comentarios

Relacionado