Conecta con nosotros

¿Que estas buscando?

Historia de Mons. Alfonso MirandaArtículos

LOS REYES MAGOS VISITAN A UNA REGIA FAMILIA

Iban llegando del rumbo de Saltillo, cuando Melchor pregunta a Gaspar y Baltasar: ¿dónde estamos? – A lo que los otros santos reyes le responden: parece que ya estamos en Mty. – Ah qué caray, – responde el primero, – hay que tener cuidado, porque dicen que los regios son muy exigentes, y medio codos, a ver cómo nos va, además dicen que la mamá es brava y defiende mucho al niño, aunque también dicen que el marido es más tranquilo.

  • Vayamos a tocar al establo, – dijo Gaspar- de seguro nos abrirán.
  • ¿Quiénes son José? ¿Qué quieren? – preguntó María
  • Son unos respetables señores, contesta José, dicen que traen regalos para el recién nacido.
  • Ah qué bueno! – Responde emocionada María – diles que pasen por favor, también pregúntales si traen leche, nos hace mucha falta
  • Se disculpan, María, dicen que en eso no pensaron,
  • Bueno pregúntales, si traen miel, requesón o chocolate, el niño ya tiene mucha hambre
  • Me dicen, que lo lamentan, pero que no se les ocurrió.
  • Válgame Dios, ojalá traigan pañales, una carreola o, de perdido un mameluco o un biberón.
  • Nada de eso, mujer, trajeron oro, incienso y mirra, – agregó sobresaltado José.
  • No dejarían de ser hombres, dice Maria, resignada, dejando escapar un largo suspiro. – Bueno, diles que los dejen por ahí, que muchas gracias.
  • Pero mujer, ¿no les vamos a ofrecer ni siquiera un cafecito?
  • Ni azúcar trajeron, los benditos señores, y yo que ni tiempo he tenido atendiendo al niño, mejor diles que vayan con mi prima, a Villa Juárez, ella les dará café y tamales.

Y así corrió la historia, hasta nuestros días, del porqué los santos reyes, retornaron por otro camino…

+Alfonso G. Miranda Guardiola

Comentarios

Relacionado